• donorionechile

80 años de la llegada de los primeros orionistas a Chile


En la foto: Sentados de izquierda a derecha: p. Juan Lucarrini, p. Pedro Sordini, P. Juan D 'Attilia, p. Ángel Cantarutti, sacerdote Jesuíta, p. Juan Dellalian, p. Raúl Morlupi, p. Blas Meinero. De pie de izquierda a derecha: p. José Genovese, p. Pedro Ferrini, p. Juan Farinaso, Hno Víctor Baiardi, p. Celso Ferri, p. Rinaldo Rodella, p. Héctor Limonta, p. Pedro Cacciola, p. Antonio Casarín, p. Alvio Mattioli, p. Tomás Roggia, p. Diego Sandoval y p. Lino Santini.

 

Don Orione estuvo 8 días en Chile desde el jueves 30 de enero hasta el jueves 6 de febrero de 1936. una visita que fue muy breve pero fructífera; despertó gran entusiasmo y expectativa en la sociedad chilena de la época por la fundación del Pequeño Cottolengo. Este vuelo "cruzando los Andes" fue el primer y único viaje en avión de Don Orione.

Pero el verdadero inicio el 10 de mayo de 1942 tres sacerdotes de la Congregación viajaron a Chile desde Buenos Aires arribando al país el 12 de mayo de 1942 a exactos 80 años del día de hoy. Eran Don José Zanocchi, Don Gino Carradori y Don Raul Morlupi. Al año siguiente se alquiló la propiedad de Los Cerrillos en donde surgieron Escuela, Pequeño Cottolengo y Parroquia. Casi al mismo tiempo llegaron las 12 primeras PHMC. Luego continuaron las aperturas de los centros de Quintero, Los Ángeles y Rancagua.


Los primeros sacerdotes llegados a Chile acogieron en el Instituto Los Cerrillos a los niños de Mapocho y por ende "los hijos del pueblo y de la clase trabajadora", para ofrecerles un hogar, una profesión y, sobre todo, una familia. Más tarde, fue el padre Giuseppe Aureli quien inició el Pequeño Cottolengo Chileno en Santiago.