Retiro de la catequesis especial del Pequeño Cottolengo

10/09/2018

 

 

  Algunos jóvenes y adultos del Pequeño Cottolengo participan con frecuencia de la catequesis para hablar del Evangelio y compartir la fe. Pero como todo cristiano, también se sienten llamados a llevar a Cristo a los demás, lo que pudieron realizar de manera explícita en la comunidad de El Tabo como parte de su retiro anual. Fueron 25 los miembros del Pequeño Cottolengo de Santiago, pertenecientes a la catequesis especial, quienes vivieron el retiro en esta localidad. La temática del encuentro para este año 2018 fue Don Orione y la Biblia, y toda las actividades estuvieron inspiradas en la Palabra de Dios.

 

   Por medio de juegos, cantos, dibujos, la comunidad de catequesis del Pequeño Cottolengo desarrolló este momento de encuentro y oración con Dios, donde no sólo estuvieron realizando actividades dentro de la casa, sino que además salieron a misionar por las calles del lugar, llevando el Evangelio a los hermanos que viven en esta zona, como también a las personas que se encontraban en la playa, disfrutando del fin de semana.

 

   “Fue un momento muy emocionante ver a los chiquillos anunciando la Palabra de Dios junto a los voluntarios”, declara Rosmary Reig, encargada de la comunidad de la catequesis especial. 

 

   La fiesta y la alegría también estuvieron presente durante el sábado en la noche. 

 

 Sin dudas, esta actividad permite que puedan expresar su fe, compartir con sus compañeros, tener un tiempo especial dedicado a Dios, en un clima de oración, alegría y esparcimiento.  Rodrigo  Peñailillo, residente del Pequeño Cottolengo, comentó que lo pasó muy bien en el retiro ya que pudo pintar, comer rico y hacer actividades acerca de la Biblia.

 

   Felicitaciones a todo el equipo que apoyó y acompañó esta actividad, esperemos que Jesús siga alegrando la vida de nuestros hermanos del Pequeño Cottolengo. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload